Escribe para buscar

La Policía Local canceló una fiesta de Halloween por carecer de permiso y llamó a unos padres al encontrar a sus hijos menores “en estado de embriaguez”

La noche de Halloween, Policía Local reforzó el control de aforos de los establecimientos hosteleros y tramitó una denuncia por dicho motivo. Cabe destacar la cancelación previa, antes de su celebración, de una fiesta para jóvenes en un local que no tenía permiso para organizarla.

Además, identificó a cerca de una decena de personas, tres de ellas menores, por hacer botellón. También identificó a otros cinco menores por adquisición o consumo de bebidas alcohólicas.

Por otro lado, intervino con otros dos menores en estado de embriaguez y contactó con sus padres para que se hicieran cargo de los mismos. Uno de ellos fue asistido por una ambulancia.

Por todos estos casos, Policía Local hará los correspondientes informes y tramitará las denuncias oportunas a los establecimientos implicados.

Etiquetas:

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.