Una Virgen Blanca blindada evita celebrar la Bajada de Celedón

    0

    La desolada estampa de la Virgen Blanca en el inicio de las «no fiestas» vitorianas marca un antes y un después en esta nueva normalidad que ha obligado al Ayuntamiento a cancelar las fiestas de La Blanca de este año 2020 a cuenta de la pandemia provocada por la COVID-19.

    Un cordón de seguridad formado por vallas metálicas y controles de acceso en todas las calles que dan a la popular plaza vitoriana daban la bienvenida a los pocos despistados que intentaban atravesar la zona. Varias docenas de agentes de la Policía Local y la Ertzaintza apostados en diversos puntos completaban el despliegue.

    «El despliegue efectivamente puede resultar espectacular pero es una medida preventiva» ha declarado la concejala de Seguridad Ciudadana, Marian Gutierrez. «Si no hubiéramos montado este despliegue habríamos corrido un riesgo de que gente con la mejor voluntad del mundo (aunque no hubiera fiesta, ni txupinazo ni bajada de Celedón), decidiera congregarse aquí espontáneamente para celebrar las seis de la tarde del cuatro de agosto

    «Eso es algo que no podíamos permitir»

    Marian Gutierrez, concejala de Seguridad Ciudadana en declaraciones para GasteizBerri.com
    Marian Gutierrez, concejala de Seguridad Ciudadana en declaraciones para GasteizBerri.com

    A las seis de la tarde varios txupinazos se oían a lo largo y ancho de Vitoria. Ninguno desde la Plaza de la Virgen Blanca. Unos cuantos vecinos desde los balcones cantaban la popular canción de «Celedón se ha hecho una casa nueva». El bar-restaurante «Virgen Blanca» situado justo en el comienzo de la Calle Correría, estaba a rebosar. Numerosas familias comían a escasos metros de la plaza y rompían a cantar y vitorear segundos después de las 6 de la tarde.

    En los accesos, varios ciudadanos preguntaban si podían acceder a zonas concretas de la Plaza. A varios de ellos se les ha dado acceso, con razón «justificada» para los cuerpos de seguridad que controlaban las entradas. La propia concejala de Seguridad Ciudadana y una docena de periodistas eran los únicos que podían verse pulular por la zona.

    Lo difícil comienza ahora

    En los próximos días el dispositivo entre Policía Local y Ertzaintza va a estar activo a lo largo y ancho de la ciudad, según contaba Marian Gutierrez. «El comportamiento de la ciudadanía de Gasteiz está siendo francamente ejemplar«.

    Preguntada por si el reto comienza ahora, cuando los vitorianos y vitorianas intenten celebrar los días de fiesta que llevan años celebrando, la concejala se mostraba «convencida» de que el comportamiento va a ser «fantástico«.

    «Este buen comportamiento demuestra de qué pasta estamos hechos los vitorianos y vitorianas».

    «Estoy convencida que estos días va a ser exactamente igual [de bueno el comportamiento ciudadano], excepto tres o cuatro cosas que puedan surgir por ahí. Para eso, como decía este operativo conjunto de Policía Local y Ertzaintza, porque cuando ese tipo de cuestiones se producen no se la juegan los que lo hacen, nos la jugamos los demás.» declaraba a GasteizBerri.com Marian Gutierrez, concejala de Seguridad Ciudadana.

    «El dispositivo policial recoge aquellas zonas que pueden ser más, no voy a decir problemáticas, pero que pueden presentar un mayor problema. No solamente hablo de la Cuchi, hablo de zonas de botellones, por ejemplo, que están más o menos localizadas.«

    SIN COMENTARIOS

    DEJA UNA RESPUESTA

    Por favor ingrese su comentario!
    Por favor ingrese su nombre aquí

    Salir de la versión móvil