domingo, 26 de septiembre
18.1 C
Vitoria-Gasteiz

Sigue sin verse el peligro

«Nunca tengo en cuenta la posibilidad de un accidente, pero el miedo es una cosa constante en mí día a día, evitémoslo»

  • 29 diciembre 2006, la reforma que el Ayuntamiento acometerá en la plaza de la Virgen Blanca, la más emblemática de la capital alavesa, eliminará el tráfico de vehículos privados aunque permitirá el tránsito del transporte público. Con un diseño propio de una «ciudad moderna» frente a su actual configuración de «épocas pasadas», el alcalde Alfonso Alonso explicó que la plaza conservaría su forma triangular y estaría rodeada de un sistema de fuentes en todo su perímetro con una iluminación de diferentes colores.
  • 8 de julio de 2014, la Junta de Gobierno local ha licitado ya la reforma de la calle Mateo Moraza. Se trata de la primera fase de las obras para remodelar el eje de Portal del Rey, una de las inversiones prometidas por el Gobierno para este mandato y que continuará por la Cuesta de San Francisco. El Ayuntamiento prevé que las obras puedan adjudicarse en otoño y comenzar en invierno. “La calle ganará atractivo peatonal, hostelero y comercial. Para eso, la remodelación redistribuiría el espacio, renovaría pavimentos, mobiliario e instalaciones, y daría continuidad a la red de carriles-bici”, había explicado el alcalde Javier Maroto.
  • En concreto, la calle ampliaría sus aceras, de manera que entraran las terrazas, y la calzada pasará a tener un carril central de circulación de vehículos (de 3 metros de zona 30) y estrenará un bidegorri contrasentido (de 1,50 metros).

«La intervención arrancaría en invierno y la calle ganaría atractivo peatonal, hostelero y comercial», aseguraba por aquel entonces el alcalde de Vitoria-Gasteiz.

  • 2 agosto 2019, Reforma del entorno del Centro Memorial de Víctimas del Terrorismo, La obra permitiría reordenar el espacio público en un total de cinco calles (San Francisco, Estatuto de Gernika, Olaguibel, Mateo Moraza y cuesta de San Vicente) cambiaría el pavimento envejecido y deteriorado en muchos puntos, renovando instalaciones y servicios, como los de alumbrado y saneamiento, ganando espacio para el uso peatonal y mejorando la accesibilidad al Casco Medieval mediante un nuevo ascensor y unas escaleras mecánicas.

Hasta aquí todo perfecto, pero como siempre en esta ciudad los responsables y los «diseñadores» de las reformas que hacen creen que todos los vehículos son coches y no que por calles como esta tienen que circular los autobuses y son un mínimo de 24 por hora, con todas las dificultades que ello conlleva.

Empezamos por esta última reforma, que a los pocos días ya dio problemas:

  • Octubre 2020, Un autobús de Tuvisa había quedado atrapado en la curva de Mateo de Moraza con Estatuto de Gernika, El autobús articulado había tenido problemas para dar la curva por un vehículo parado en plena curva. Al intentar hacer la maniobra ha chocado contra un bolardo.

De hecho el bolardo quedo atrapado justo en el fuelle. El autobús estaba en medio de la calle, lo que obligo a cortar el tráfico tanto procedente de la calle Prado como procedente de Portal del Rey. Tras varias maniobras el vehículo pudo salir sin necesidad de cortar el bolardo.

La curva existente en la zona es de 90°, y la colocación de los bolardos en la esquina del Memorial y junto a la Subdelegación del Gobierno complica aún más el giro a los buses articulados.

Pero vamos a ver a pesar de que las obras se diseñen desde la mesa de un despacho, las medidas son las que son y las deberían de tener en cuenta, o es que a los responsables de Espacio Público, no se lo enseñaron cuando realizaron sus estudios.

  • Vamos ahora al entorno de la Virgen Blanca, donde sobre todo los fines de semana, festivos y fechas donde se realizan algún acto, los conciertos del festival de jazz, exposiciones, pista de hielo, cualquier cosa es buena para que se autoricen el realizarlos en ese entorno y ello implica que los ciudadanos y ciudadanas circulen por la mitad de la calzada, o incluso se paren en mitad para ver esas actividades, han llegado a instalar una carpa de tal manera que los viandantes tengan que salir a la calzada, aunque no sea esa su intención. Y no digamos nada del tema de las terrazas de los bares que más de una vez han sido golpeadas por algún autobús al pasar con el peligro que tiene para el personal que estén sentados en esas mesas tan cercanas al carril de circulación.

Más de lo mismo ocurre en Mateo Moraza, aunque aquí es aun peor puesto que solo disponen de plataforma única de calzada y acera, los problemas habituales, son:

  • Vehículos de reparto, que tienen todo el derecho pero que con esa reforma les han dejado poco espacio y muchas veces no puede situarse bien en él y dificultan mucho el paso del bus.
  • Al igual que en la Virgen Blanca, aquí las mesas y los veladores, ponen muchas veces en riesgo a los usuarios y usuarias, y ya no te digo nada si hay menores.
  • También los fines de semana, festivos, al anochecer, y cuando hay algo que «celebrar», se entorpece el tráfico, poniendo en un serio apuro a los conductores y conductoras de Tuvisa.
  • Y todavía hay más peligro cuando el autobús se va a cruzar con una bicicleta que se tiene que arrimar al lado de las sombrillas y «toma» golpe a las sobrillas, como ha ocurrido hace unas semanas y solo hay que preguntar a los trabajadores y trabajadoras de dichos locales o los propios conductores y conductoras de Tuvisa.

¿De verdad que los responsables políticos de este Ayuntamiento no ven el riesgo que supone en determinadas fechas la circulación de los autobuses por toda esta zona? O igual hay que aplicar el dicho ese que dice «ojos que no ven, corazón que no siente».

¿A que esperan a que un día ocurra algo grave, se «laven» las manos y busquen culpables donde no los hay?

Solución la tiene, pero que sean los y las que cobran por ello que piensen, que para eso están en su «poltrona», para cuidar de sus ciudadanos y ciudadanas.

Últimas noticias

Dejar respuesta

Escribe tu comentario
Introduce aquí tu nombre

Artículos relacionados

Fiestas ilegales, jóvenes de botellón, viva la despreocupación

Con responsabilidad y respeto lo conseguiremos, pero tenemos que tener en cuenta que hace falta el apoyo de todos y todas, no sobra nadie.

Un lejano 16 de febrero de 1980, Foronda desplegó sus alas

La compañía Euskal Air, con sede social en Vitoria, operó durante tres años, en concreto del año 1989 hasta 1992, utilizando para ello el nombre de Nortjet.

El cruce más raro del mundo está en Vitoria

Algunos lo han bautizado como 'el cruce más raro' del mundo y ha inspirado todo tipo de bromas y memes en las redes sociales, donde se ha hecho viral hasta el punto de protagonizar...

«Gracias» Tuvisa, «mil gracias» por dejar a los conductores “a los pies de los caballos”

Los servicios deben ser frecuentes, con tiempos de viaje adecuados, tarifas aceptables, y escasos tiempos de espera, si se desea atraer a los viajeros y viajeras.

Opinión | La publicidad en TV inaguantable y engañosa para los espectadores

En su afán por destacar sobre la competencia, muchas marcas caen en el error de ofrecer publicidad engañosa sobre sus productos y servicios.