🎥 EH Bildu se abstiene para que “se reconozca el derecho democrático de todos los pueblos a decidir “

“tendrá usted una oportunidad de abordar los conflictos nacionales en parámetros de bilateralidad y acuerdo. Aprovéchela, porque quizá sea la última”.

“Feminismo, solidaridad internacionalista, igualdad, soberanía, justicia social, derechos y libertades, defensa de las clases populares, poner la vida en el centro”, así ha comenzado Mertxe Aizpurua de EH Bildu su discurso en la primera votación del debate de la investidura de Pedro Sánchez remarcando que su abstención no es “no es un cheque en blanco”, igual que lo que ha dicho Aitor Esteban del PNV.

La primera votación ha terminado con 124 Sí, 52 No y 170 abstenciones, con lo que la siguiente votación será el jueves con un debate a las 13:30 y la posterior votación a las 14:25. 

Aizpurua ha recordado a Sánchez que su formación “fue decisiva en la moción de censura que le ha traído a usted esta oportunidad de ser presidente del Gobierno” y ha hecho hincapié en que “EH Bildu está homogéneamente implantada, donde se nos conoce y reconoce, somos la primera fuerza municipal con cerca de 1.300 concejales, tenemos más de 120 alcaldías y somos la segunda fuerza de nuestro país: Euskal Herria”. “Somos independentistas. Y lo somos en un mundo de interdependencias en el que las reivindicaciones de soberanía se van produciendo en cascada, pero entendiendo esa soberanía como una herramienta necesaria para construir una sociedad más justa y solidaria” ha añadido. 

La portavoz vasca se ha preguntado si Sánchez seguirá “enarbolando el artículo 155 como amenaza contra el soberanismo y la voluntad de las ciudadanías catalana y vasca” o si “va a ser usted el presidente que afronte los problemas estructurales de este Estado sin corsés coercitivos, sin miedo a unas derechas reaccionarias y a través de vías de diálogo, negociación y democracia”. “Si camina por la primera senda, le auguramos ya el fracaso y la caducidad de su gestión, porque esa estrategia, más propia de la involución autoritaria, le conducirá a subordinarse completamente a esa derecha a la que, además, dará oxígeno y que se los acabará comiendo. A usted y a su partido” ha lamentado. 

Por otro lado, le ha preguntado si tiene miedo a las “derechas reaccionarias” mientras que “tendrá usted una oportunidad de abordar los conflictos nacionales en parámetros de bilateralidad y acuerdo. Aprovéchela, porque quizá sea la última”.

Mertxe Aizpurua también ha hecho notoria “su desconfianza” hacia el camino que vaya a tomar Sánchez pero también desde “la responsabilidad con la palabra dada de que nuestro voto nunca dará paso al tridente de la derecha, vamos a facilitar su investidura con nuestra abstención”. Una abstención que en ningún caso supone un cheque en blanco ni una muestra de confianza en el camino que vaya a recorrer, sino que busca darle una oportunidad para resolver los problemas estructurales de este Estado. No vamos a dejar que rehuya este reto”. “Nuestros votos, en definitiva, son votos para derogar la reforma laboral, para terminar con la ley mordaza, para acabar con la política penitenciaria de excepción basada en la venganza que sigue abocando a los familiares de presos y presas vascas a recorrer miles de kilómetros cada fin de semana”. “Nuestros votos son para reivindicar con firmeza nuestra lengua y nuestra cultura ante cualquier amenaza. Para que se reconozca el derecho democrático de todos los pueblos a decidir su futuro y exigir la libertad de los y las presas políticas. Esto es EH Bildu, no la imagen que ustedes intentan vender” ha terminado.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.